Archive | enero 2011

bailando en la calle

El pacto de pensiones no afecta a estos dos tipejos. Después de ciertos ridículos, algunos no tienen que cotizar 38,5 años para una jubilación completa. Estos ya lo han conseguido.  Este vídeo es ya para ganar el cielo.

Entre las zapatillas amarillas de Mick Jagger y el gabardina tipo Rick Astley de Bowie, uno se queda aturdido y no sabe que escoger. Es una versión Y lo peor es comprobar qué mal pasa el tiempo en algunos.

Mientras la famosa canción de las Vandelas permanece en la memoria musical de generaciones, esta versión de finales de los ochenta muestra lo peor de la fama, la droga, el bisnis y todas esas cosas que caducan en plan yogur en la nevera.

En el fondo nos da igual. Este clip nos sirve para recuperar la serie de clip/canciones con nombre de calle. En este caso, con más fundamento. ¡Qué mejor que una calle para bailar! Un poco como Monte Igueldo a ciertas horas. Aquí dejamos la canción original.

nuevos bares, nuevos tiempos

Empieza el año y hay que felicitarse por la aparición de nuevos negocios en la avenida. En la imagen superior se puede ver el exterior del restaurante de comidad rápida “Mr.Dog“. Como ya avanzamos hace dos meses -gracias a la foto de un colaborador-, en lo que antes era “Vía Brasil” (número 52 de la calle), se ha abierto este fin de semana este establecimiento especializado en perritos, hamburguesas y comida rápida latina.

 La cadena Mr.Dog tiene ya cinco restaurantes en Madrid y ofrece también servicio a domicilio.

Frente a este nuevo local, otros servicios tienen que espabilarse. Así es el caso de uno de los Doner Kebab de Monte Igueldo. La renovación ha llegado apostando por el orgullo vallecano. Situado por el número 40, el garito sigue siendo el mismo de siempre; eso sí, ha cambiado la fachada y ha puesto apellido local a la sabrosa comida de origen turco.

Y otros cambian totalmente de estilo y origen. En lo que fue la histórica y primera  “Tacita de Plata”, al lado del colegio San José, ha abierto el bar cafetería “Dania”, un local de acento latino caribeño con público de la zona. Lo más sorprendente es su bella fachada que alegra la vista del viandante y evita pintadas de mal gusto.

Confiamos en que estos tres nuevos negocios animen e impulsen el desarrollo de la avenida. Durante demasiado tiempo hemos contado las grietas que la crisis ha causado en nuestro distrito. Esperamos que los nuevos emprendedores eviten la degradación de la calle y empujen su recuperación. En eso, estamos todos.

agua y nocturnidad

Entre las dos y las tres de la mañana, unos operarios del ayuntamiento de Madrid baldean la avenida de Monte Igueldo. No sé si todos los días, los pares o impares, con lluvia o sin lluvia o festivos y fiestas de guardar. No sé…

Si tengo claro, en cambio, el placer que sopone caminar por tu calle y escuchar el golpe del agua contra el suelo. También el olfato celebra el aire fresco que corre. Y la vista que resuelve los brillos de las aceras mojadas.

Hasta la palabra “baldear” tiene una connotación sensorial. Sí, esa imagen que nos remite a los barreños de agua y otros juegos infantiles.

Además, no podemos olvidar el famoso “Riégueme” de Carmen Maura en la película “La Ley del Deseo” de Pedro Almodóvar. En esa escena -recuperada ahora por el colectivo audivisual Los Hijos-, la actriz invita al barrendero a empaparle con el agua de la manguera. Inolvidable y envidiable para hacerlo en verano en plan “la manga riega y aquí no llega”.

Ahora, mejor no intentarlo. De momento y en invierno, nos quedamos con el ruido nocturno del golpe de agua y con la luz de las farolas reflejadas en los charcos. Hasta que llegue el verano.

estreno año

Estrenar un año. Difícil y con incertidumbre. Pero nuevo. Es como un regalo. Podía buscar desvíos y semáforos, tratar de describir el inicio de los mapas o intentar atrapar con palabras un futuro incierto. E inmediato.

A veces tengo miedo. Nuestra calle cae, nuestro tiempo pasa rápido. Las respuestas se equivocan. Zapeo y nado entre anuncios. Navego en un mar lejos del Atlántico. La historia se disfraza, confunde y rompe. Agota.

Decía el primo Guillermo : Nuestro pequeño mundo está rodeado de sueños. Respiro a un año nuevo. Siembra el minúsculo territorio del calendario.