Archive | julio 2012

se apaga la luz

Mañana cierra el establecimiento comercial Bella Luz. Durante años, en el inicio de la avenida de Monte Igueldo, esta tienda ha ofrecido productos de charcutería, pan, bollería y vino.

Recordaba a las clásicas tiendas de ultramarinos pero con un género de muy buena calidad. Algunos vieron en este lugar, incluso, un anticipo a las novedosas tiendas gourmet que pueblan los centros comerciales.

Además, no hay que olvidar que en este lugar se vendía –como ya publicamos en su día– vino con denominación de origen Monte Igueldo.

En estas últimas semanas han rebajado sus precios con la intención de vender todo el material posible y, esta tarde, agotarán las numerosas ofertas.

Según sus propietarios, Bella Luz cierra pero no se va.  Primero tienen previsto reformar el local y, después,  reabrirlo. De momento, eso sí, no saben qué tipo de servicio prestará el nuevo establecimiento.

 

fiesta de los maniquíes

En los ochenta, Golpes Bajos, un grupo pop de la movida gallega, publicó una canción titulada “Fiesta de los Maniquíes“, que formaba parte de la primera maqueta que les llevó a un efímero, pero inolvidable, éxito.

Siempre que, en un escaparate, veo un maniquí sin ropa me acuerdo de esa canción que, -creo- criticaba ese aire de superioridad que tenía los modernos al bailar moviendo las hombreras ochenteras,

Esos días ya han pasado pero la venta de maniquíes para el público, en general, parece que tiene mercado en estos tiempos malos para la lírica. Estas fotografías muestran el aspecto que presentaba hoy la tienda de modas que hace chaflán entre Monte Igueldo y la Avenida de la Albufera en el Puente de Vallecas.

Como ya hablamos en octubre del año pasado, la histórica tienda Luan, el esquinazo de la moda, dijimos, iniciaba una liquidación total que, casi un año después, parece que lleva a la práctica.

Al margen de los modelos tipo BBC (Bodas, Bautizos y Comuniones), la tienda ha puesto en venta los maniquíes que han soportado el peso y la prestancia de una telas de alto valor.

Para los que no somos del sector, cuarenta euros nos parece caro aunque mirando en la red puede parecer ajustado al mercado. Incluso en el mundo del sexo. Siempre habrá algún depravado que quiera mantener una relación con un plástico con forma de mujer.

Siempre puede decir que es silenciosa, sumisa y dispuesta a todas horas. Lo dicho, gente enferma.

Y para acabar como empezamos, otro cierre musical con una canción de otros tiempos. Hablamos de “Mujer de Plástico“, un hit de los ¡al loro! setenta que compuso Asfalto, una banda de rock urbano,  que siempre estuvo cercana al respirar y sentir del mundo vallecano.

Antes de escuchar la canción,  no olviden que los maniquíes pueden ser un perfecto complemento decorativo una casa posmoderna post-crisis.

canciones para gente luchadora

Con la popular “Street Fighting Man” de The Rolling Stones recuperamos la sección de canciones con nombres de calles o similares.

Ya dijimos en su día que las calles tienen música y desde Monte Igueldo Blog – la bitácora de esta avenida vallecana- promocionamos aquellas canciones que tienen relación con el callejero.

Hoy recogemos este clip de la película “Shine a Light“, un dulce documental que Martin Scorsese hizo con sus satánicas majestades.

Es sólo una excusa. En estos días de agitación social y cierta desesperanza, nada mejor que reivindicar buenas canciones de luchadores callejeros.

otro muro a la vista

Durante años, este solar ha estado abandonado. Una triste reja impedía el paso y, a veces, no era suficiente para evitar la invasión de personas, basuras y perros.

Aproximadamente, ocho años atrás derribaron la casa unifamiliar, de un planta. Quedó el hueco. Se supone que esperaban la llegada de un promotor inmobiliario que multiplicaría el precio del suelo y, sobre él, edificara un bloque de cuatro plantas.

Desde entonces seguimos esperando y especulando sobre posibles usos sociales en ese solar instalado al lado del supermercado Ahorra Más de la avenida de Monte Igueldo.

Por eso nos sorprendió la presencia de operarios en ese lugar el pasado 23 de junio. Parecía un plan para evitar que los vecinos tiraran petardos en ese descampado, coincidiendo con la Noche de San Juan, pero…

Durante toda la semana continuaron los trabajos. Bajo un sol de justicia, en los días más tórridos de junio, unos tipos con sombrero tipo parque acuático limpiaron el solar y empezaron a instalar un esqueleto de obra. La estructura de un muro.

El resultado es el que se observa en la fotografía. En una acera que no alcanza dos metros de ancho,  han elevado un muro metálico casi negro con puerta de acceso con llave.

Al margen de descontrol estético que supone el muro (que pronto estará lleno de pintadas y carteles), nos asusta que gente de mal vivir encuentre fórmula de acceso, salten  y ocupen el solar.

La intimidad que permite el muro puede facilitar la ocupación del descampado para usos no lícitos.

Entendemos, sin embargo, que el propietario vigile y observe su finca. Y agradecemos que ¡por fin! haya dado una solución a una tierra abandonada que suponía una grieta en la avenida.

Sólo pedimos que el dueño del suelo no espere otros ocho años para limpiar el solar y adecentar su propio terreno.