Archive | enero 2015

cierra “el guarro”

Desaparece la grasa del guarro

Parece mentira pero el nuevo año se ha llevado por delante a un histórico bar del Puente de Vallecas: el Guarro, también conocido como bar restaurante el Penedillo.

Desaparece un clásico de raciones grasientas pero abundantes, generosas jarras de cervezas con copiosos aperitivos, cubatas a tres euros, menú del día pantagruélico…El Guarro ya era toda una institución en Madrid y con él se acaba una forma de entender la hostelería.

Se acaba una forma de entender la hostelería

Reconocido en las guías y en este blog, como un indispensable en tu visita a Vallekas, el Guarro cerró a principios de año sin hacer ruido.

Nada se sabe de Paloma, la encargada del local, ni de sus compañeros de servicio. Está cerrado sin notas ni carteles explicativos mientras que en el local de al lado -con el que en su día estuvo unido-  han empezado unas obras.

El famoso grupo de bares que se unían en el cruce entre la avenida de Monte Igueldo y con las calles Emilio Raboso  y Eduardo Sanz casi ha desaparecido. Seguiremos informando.

desalojados los okupas de la calle Teresa Maroto

La Policía Nacional desalojo ayer a los vecinos que ocupaban de forma ilegal el edificio de la calle Teresa Maroto números 15-17-19. La operación se hizo a primera hora de la mañana y no se produjeron incidentes.

Los okupas llevaban al menos dos años en el edificio y, según algunas informaciones, tenían atemorizados a muchos vecinos. Como ya denunció también este blog en el mes de octubre, se había incrementado la población en dicho inmueble y se habían perdido algunas normas indispensables para la convivencia que podían dañar la tolerancia habitual en el barrio de Puente de Vallecas.

Ayer por la mañana, estas famiilas okupas llegadas del Este de Europa se establecieron con todos sus enseres en la plaza de juegos de la avenida de Monte Igueldo. Hoy han desaparecido sin dejar rastro…

espectáculo dominical

Anima tu domingo aburrido con la retirada de un coche por la grúa

Algo tan sencillo como la retirada de un vehículo de la vía, se convierte en un espectáculo para vecinos y paseantes de la avenida de Monte Igueldo.

Eran las  20 horas de ayer domingo. La grúa se llevaba un coche y para ello cortaba la calle Martínez de la Riva en su enlace con nuestra avenida.

El tráfico se colapso por minutos y los vecinos que se acercaban a comprar un churro aprovecharon el momento para ver cómo trabajaba el encargado de manejar la grúa.

Era un show gratuito para la tarde del domingo, el fin de fiesta para encarar una nueva semana.

todos somos charlie

Todos somos Charlie

Todos somos Charlie

 

cambio temporal de parada de autobús, otra vez

La parada de los autobuses de Monte Igueldo ha desaparecido

Hasta hace unos días aquí había una parada de autobús. Es más: era la parada de los autobuses de la E.M.T. madrileña  en la avenida de Monte Igueldo.

Situada en la entrada de la calle, muchos vecinos salían del metro de Puente de Vallecas y, corriendo, solían alcanzar a los autobuses que giraban desde la avenida de la Albufera hasta nuestra calle para ir al Pozo, la avenida de Entrevias u otros destinos de la Vallekas profunda.

Ahora, esta plataforma de transportes ha desaparecido, abducida por esa manía de hacer obras innecesarias a cuenta del contribuyente. La parada ha sido trasladada unos metros más allá, casi en la esquina con el bulevar.

Aparada provisional mientras duran las obras

Aquí, como se ve en la fotografía, los vecinos se agolpan, buscan hueco, esperan,  pasan el rato y se suben a los autobuses. Está veinte metros más allá, sin techo, ni nada parar protegerse. Todo sea por el progreso y las nuevas marquesinas….Otra forma idiota de tomarnos el pelo. ¿Lo dudan? A continuación algunas razones del despilfarro:

1.Obras que se repiten: Hace seis meses hubo otro cambio de parada de autobuses motivado por las obras de asfaltado de la avenida. Como ya señalamos en MonteIgueldo Blog, los vecinos soportaron temperaturas de 40 grados mientras esperaban el autobús en el sitio exacto que está ahora, esta nueva ubicación temporal.

2.Marquesinas en buen estado: A pesar de lo malotes que somos en el barrio, la marquesina que van a cambiar estaba de buen uso. Nadie se había meado encima, nadie había roto los cristales, no había mensajes de Podemos ni otros grupos antisistema. El ayuntamiento de Madrid se defiende alegando que el contrato que tenían con la empresa tenían que renovarlo y que la operación no ha costado un duro. ¿Alguién se lo cree?

3.Retraso en Vallekas: Por si fuera poco, estaba previsto que la empresa adjudicataria de la obra tenía que tener terminado el 12 de octubre la renovación de las 4.000 marquesinas de la E.M.T. que hay en Madrid. Pues muy bien, el distrito de Puente de Vallecas, el único de Madrid donde nunca ha ganado el Partido Popular, es uno de los últimos sitios donde se está haciendo la renovación. Sabemos que no es nada personal pero…

La parada fantasma de Monte Igueldo