Tag Archive | automoción

espectáculo dominical

Anima tu domingo aburrido con la retirada de un coche por la grúa

Algo tan sencillo como la retirada de un vehículo de la vía, se convierte en un espectáculo para vecinos y paseantes de la avenida de Monte Igueldo.

Eran las  20 horas de ayer domingo. La grúa se llevaba un coche y para ello cortaba la calle Martínez de la Riva en su enlace con nuestra avenida.

El tráfico se colapso por minutos y los vecinos que se acercaban a comprar un churro aprovecharon el momento para ver cómo trabajaba el encargado de manejar la grúa.

Era un show gratuito para la tarde del domingo, el fin de fiesta para encarar una nueva semana.

Anuncios

abrigando motos callejeras

Motocicleta atípica aparcada en la avenida

Moto abrigada

Este es el aspecto que tienen algunas motos aparcadas en la avenida de Monte Igueldo. Abrigaditas, con un paraguas extendido como refugio, a la espera de lluvias, fríos e inviernos.

Como se puede ver, se trata de un ciclomotor de aparente uso profesional. Tiene dos bandejas, en el frontal y la parte trasera, que -se supone- sirven para el traslado de objetos y cosas.

Normalmente, el vehículo suele estar atado a esa farola, cerca del establecimiento Día y sin molestar a los transeúntes.

Moto cubierta

moto mega-abrigada

Esta otra moto está superprotegida de la inclemencias del tiempo. La funda, que más bien parece una lona, permite cubrir el vehículo y mantenerlo aislado. Revisando algún foro de moteros, se aconseja taparla dos horas después de su uso, en frío, para evitar la formación de óxido.

Este tipo de lonas eran muy populares en los coches entre los sesenta y setenta del siglo pasado. Después, todo “el mundo se hizo rico” y se dejaron de usar.

Ahora, cualquier vecino de nueva generación que pase por nuestra castigada calle, al ver este bulto, puede pensar que se trata de una gran bolsa de basura o de una escultura de arte moderno.

Es, en cualquier caso, un trasto gigante subido a la acera. Pero eso es otra historia….

trucos para cuidar plantas en verano

Ayer llegó el verano y, en Madrid, las temperaturas empiezan a subir sin control. El cuidado de las plantas es una de las muchas preocupaciones de los vecinos. Un sol de justicia, más de 40 grados a la sombra, la ausencia de lluvia y una brisa caliente -casi sahariana- son factores que pueden acabar con cualquier jardin particular; sí, hablamos de esas pequeñas joyas verdes cuidadas con mimo durante todo el año.

Pues bien, este vecino vallecano, de la calle Javier de Miguel (ya en la parte alta del barrio) ha encontrado la solución a los dos meses de desierto -julio y agosto- que tenemos en Madrid. Como se puede ver en la imagen, se ha sacrificado la movilidad en favor de la continuidad vegetal. El jardinero ha optado por instalar las macetas en un garaje a la sombra. Si hace mucho calor meterá las plantas dentro del vehículo y enchufará el aire acondicionado.

Son truquillos caseros para salvar la naturaleza. Se admiten más sugerencias.

los socavones y las rimas fáciles

Informaba el diario El País el pasado sábado sobre la epidemia de baches en la capital. Las lluvias y las nevadas de este invierno han convertido a las calzadas madrileñas en campos de golf llenos de socavones.

La avenida del Monte de Igueldo parece haberse salvado de la invasión de hoyos gracias a las obras de asfaltado del pasado año. Sin embargo, las calles adyacentes sufren la enfermedad y algunos baches son agujeros negros.

Este es el caso del cruce de nuestra calle con Emilio Raboso, casi a la altura del número 80 de la avenida. Esta misma mañana, un vehículo se ha quedado inmovilizado tras golpear con el hoyo que se ve en la imagen. Una señora, camino del colegio con sus tres hijos, se ha encontrado con el agujero negro y ¡¡ZAS!!! …llamada al taller.

A primera vista, tanto los neumáticos como la dirección y la suspensión se han visto dañados. Además, algún despistado al torcer desde la avenida se ha comido el triángulo y lo ha dejado hecho trizas. Son cosas que pasan en las calles de Madrid. El Ayuntamiento dice que que los baches graves se arreglan en un plazo maximo de 72 horas.  Estaremos vigilantes.

equilibrio dinámico en furgoneta

Puede parecer que vivamos en la avenida de los vehículos imposibles. Si un día apareció un coche lleno de papel de periódicos, hoy encontramos una furgoneta con la baca cargadita de enseres.

A primera vista, puede que se trate de un concurso de equilibrios u otra escultura callejera. Sin embargo, se distinguen carritos para bebé, bolsas de viaje y objetos para familias. Aparcado junto a una pastelería marroquí y con conductores y porteadores de la misma nacionalidad, el inspector monteigueldo imagina que se trata de la típica “furgo” que se va a África.

Ayer, un dominical ofrecía un gran reportaje sobre los camiones abarrotados de personas y bultos que cruzaban el Sáhara para intentar alcanzar Europa. Quizá, este vehículo que ha aparecido por el barrio sea un reflejo de la vuelta del sueño europeo. Algunos inmigrantes, como si fueran los reyes magos, atraviesan la península Ibérica, cargados de regalos para los amigos y los compañeros del norte de África.

Es una reflexión. Ahora toca arrancar la furgoneta y evitar la caída de objetos. El juego del equilibrio dinámico se pondrá en marcha. Se van de ruta y llevan sueños.

escultura móvil o misterioso auto de papel

Frente al número 61 de la avenida de Monte Igueldo ha aparecido esta mañana un vehículo aparcado lleno de papeles. Como se puede observar en las fotos, el Volkswagen ha sido intervenido como si fuera una papelera.¿arte o venganza?

Los viandantes, curiosos, observan con sorpresa la aparición de este auto blanco convertido en quiosco de prensa deconstruido. Si no fuera por sus ocupantes, el coche tiene buena apariciencia, está limpio y, a primera vista, parece que funciona.

Si el automóvil estuviera aparcado cerca del Centro de Arte Reina Sofía, siempre se podría entender que se trata de una actuación artística contemporánea. No es la primera vez que, desde el mundo del arte, se ha usado la automoción como metáfora de los tiempos que vivimos. Algún crítico, probablemente, puede calificar de perfomance o escultura móvil este vehículo aparcado al lado del estanco de mi calle.la información es móvil

Sin embargo, al margen de algún borracho cantando una copla, no hay en agenda ninguna intervención artística en el Puente de Vallecas. 

Descartada, inicialmente, la tesis posmoderna, nos queda la búsqueda científica de pistas. El coche presenta una matrícula actual y una pegatina trasera de la disco Space de Ibiza. Hasta aquí todo normal; los aficionados a los pequeños Vokswagen -Golf GTI, Polo- suelen ser, según las malas lenguas,  “maquineros bailongos”.

A ello hay que sumar un dato inquietante pero, creemos, que decisivo. En el parabrisas delantero derecho aparece una tarjeta de visita de un despacho de abogados. Obviamos el nombre por seguridad, aunque si destacamos que el letrado vive en Madrid pero no pertenece a este barrio.

Sin duda, se trata de un nuevo caso para el inspector Monteigueldo y parece difícil. La primera duda: ¿cómo llego el misterioso auto de papel a nuestra calle? Se admiten hipótesis.

mundo indómito